Opinió

De lo ridículo a lo sublime: la extraña historia de la vacuna de Oxford


  • Comparteix:

horacio.queiro

Horacio Queiro


Publicat: el 3/març
Opinió| Columnes
PDF |

El éxito de la vacuna de Oxford tiene orígenes oscuros, falsos héroes y una lección para España. Hace más de un año, el 30 de enero de 2020, los científicos y administradores de la Universidad de Oxford se reunieron por el evento que ya habían advertido: ¡Pandemia! En ese encuentro, todos eran conscientes de la gravedad de la situación que venía, pero por suerte, uno de los científicos presentó una posible solución.

La extraordinaria profesora Sarah Gilbert del instituto Jenner ya había desarrollado una potencial vacuna para Ebola y Mers, pero cuando el riesgo de estas enfermedades se disipó, sus fondos también y su trabajo paró (El instituto Jenner fue fundado por Peter Mandelson cuando fue ministro de industria para el partido socialista ingles de Tony Blair con la función de encontrar soluciones para emergentes enfermedades nuevas) La profesora Gilbert les comunicó en esa reunión que se podría cambiar el código central de NRA de la gripe de mono por el de la corona de Covid 19 y con poco dinero - £1,000,000 - ella podría tener una vacuna para las primeras pruebas en animales y en días. Todos los departamentos reunidos de la universidad de Oxford aprobaron ceder el millón de libras de sus fondos.

El excremento de un mono infectado por la gripe simia está lleno de dicho virus, y este resulta un excelente vector para invadir nuestras defensas sin causarnos daños. Destilando el virus de la gripe simia y cambiando su código central por el código de sólo la corona del odioso coronavirus, nuestras células, así infectadas, se convierten en fábricas de coronas inertes que arman a nuestras defensas de anticuerpos y células T contra Covid. Así el origen oscuro y oloroso, ahora el improbable héroe: Matt Hancock.

El gobierno de Boris Johnson ha sido seleccionado de una secta especial de fanáticos Brexiters - no los más capaces, ni los más sabios, ni los más influyentes – sólo amigos de Boris y fieles seguidores de sus mentiras. Hancock casi fue despedido por su incapacidad al abordar la situación cuando el Covid llegó a los hospitales, pues no había equipos para proteger a los doctores y enfermeras y ellos tuvieron que improvisar su protección con bolsas de basura. Matt Hancock siguió cometiendo error tras error durante la pandemia: se podría sincronizar un reloj atómico con la asiduidad de los fallos de este ministro. Hancock, acosado por la prensa Inglesa, hizo lo que un buen brexetier debe: se escapó de la realidad y se fue a ver una película – por suerte, esta fue Contagio, de Steven Soderbergh y ahí, Matt, encontró su epifanía: De ahí en adelante basó sus acciones en esta inteligente película y no en su razonamiento y Matt the super hero was born.

La solución rápida a una pandemia requiere que los procesos de producción sean paralelos, no en serie: así no hay que esperar a que la vacuna funcione para empezar la producción, pues cada día que se pierde miles de personas mueren. La profesora Sarah Gilbert, al mes y medio tenía ya la vacuna lista para pruebas humanas y un arreglo con Merck, una gran compañía farmacéutica americana, para la fabricación en cantidad - pero el gobierno inglés debía pagar y aprobar el arreglo. Aquí entra el superhéroe Matt - Health Secrecretary extraordinare: armado con experiencia de todos sus repetidos fracasos y con el conocimiento de lo que pasó en la película de Soderbergh.

El contrato que iban a firmar le daba exclusividad a Merck para la fabricación y Hancock temía que el nacionalismo de America First Trump se expropiara las dosis (pasa en la película), así que obligó a Sarah a buscar otra compañía. Una compañía Suiza-Inglesa, con su base en Cambridge, accedió a fabricar la vacuna a precio coste y en las cantidades necesarias hasta que la pandemia se termine: Astrazaneca. Hancock pagó 30 millones de libras por las primeras dosis en adelantado, tres meses antes de que la UE lo hiciera y a un coste de 2 a 5 dólares por unidad.

Esto es una de las poquísimas cosas que ahora nos enorgullece de nuestro gobierno Británico - pero no es un triunfo que se deban apropiar los separatistas del Brexit: pues esto se podría haber hecho también si nos hubiéramos quedado en la Unión Europea – pero temo este gobierno engañoso se otorgará todo el mérito y se vanagloriará de ello.
Una nueva publicación de la eficacia de AstraZeneca en 17,177 casos en Brasil y Sur África
nos confirma que, a las 4 semanas de la inyección, una dosis sola previene severo Covid y la segunda dosis suministrada a las 12 semanas confiere mejor aún protección que la de Pfizer. No tiene sentido que dos tercios de esta extraordinaria vacuna sigan siendo rechazada, demorando la implementación, costando vidas y retrasando el día que podremos volver a la normalidad.

HORACIO QUEIRO és membre del Partit Laborista britànic




TAMBÉ ET POT INTERESSAR


Tabú

Munia Fernández-Jordán

Comenta-ho a Facebook

OPINA

Identifica't per comentar aquesta notícia.

Si encara no ets usuari de Cugat.cat, registra't per opinar.

Avís important

Tots els comentaris es publiquen amb nom i cognoms i no s'accepten ni àlies ni pseudònims

Cugat.cat no es fa responsable de l'opinió expressada pels lectors

No es permet cap comentari insultant, ofensiu o il·legal

Cugat.cat es reserva el dret de suprimir els comentaris que consideri poc apropiats, i cancel·lar el dret de publicació als usuaris que reiteradament violin les normes d'aquest web.