Opinió

Pinceladas de la Fiesta Mayor


  • Comparteix:

sergio.blazquez

Sergio Blázquez


Publicat: el 13/jul/16
Opinió
Més Columnes de l'autor
PDF

Pasados ya unos días del fin de la Fiesta Mayor de Sant Cugat del Vallés, y habiendo escuchado opiniones por parte de vecinos o de canales más ortodoxos, bien vale la pena que este humilde ciudadano esboce cuatro pinceladas acerca de temas mejorables, o que hayan podido causar polémica en estos seis días de excepcionalidad festiva y sean dignos de ser comentados. Partiendo de la base de que el balance global ha sido claramente positivo.

En primer lugar querría restar importancia a lo acontecido antes del popular Paga-li Joan, y que fue, básicamente, la lectura de un manifiesto a cargo de algunas entidades de nuestro municipio cargando contra el equipo de gobierno y también contra la oposición; es de recibo que diga que meter en el mismo saco a quien gobierna y al que no lo hace me parece ligeramente surrealista y una contradicción en términos. Pero bueno, en una sociedad donde las personas sienten, padecen e se interrelacionan, la crítica debemos encajarla todos de forma sana, y en el caso de los cargos electos y servidores públicos el saber aceptarlo creo que es inherente a nuestra actividad.

Dicho lo cual, procuremos que para el próximo año todo el trámite burocrático, auténtico problema de fondo que originó el manifiesto, resulte menos farragoso y más sencillo para las entidades, para lo cual el Ayuntamiento como elemento clave tendrá que ser más eficiente y las asociaciones saber gestionar mejor los tiempos. Aprovecho para invitar a las entidades de cultura popular y tradicional a que si lo creen oportuno nos trasladen sus problemas. El despacho de nuestro grupo municipal, bien lo saben, está abierto para ellas. El contar como interlocutores solamente con los partidos nacionalistas, además de poner en tela de juicio el papel que debe jugar la Cultura, tampoco les ha proporcionado una plena satisfacción. La lectura de ese manifiesto y de los problemas no resueltos que subyacen es una muestra de que esa estrategia de contar con unos partidos, y no con otros, resulta a todas luces equivocada.

Cambiando de tercio, creo que en estos próximos meses habrá que poner en una balanza los pros y los contras de la ubicación de la Festa Major Alternativa. Si bien es cierto que, en una ciudad como la nuestra donde la oferta de ocio juvenil, diversa y alternativa (nunca mejor dicho) es más bien escasa, hay que procurar que en la Fiesta Mayor tenga un protagonismo y unos recursos. Ello no debe esconder el que se hayan producido algunas actitudes incívicas, probablemente muy minoritarias. Pero cuando hablamos de importantes aglomeraciones de personas sucede que un porcentaje bajo de incívicos supone a la postre un número de trastadas que no es despreciable. La cantidad de vidrio, basura, aspersores rotos, césped en mal estado, etc, es una prueba de ello. También, evidentemente, las reiteradas quejas vecinales. Esta problemática, nimia, moderada o importante según los ojos con que se miren debemos englobarla además en la promesa no cumplida por parte del equipo de gobierno de abrir la Fiesta Mayor a los distritos y no colapsar el centro urbano. Otra reivindicación histórica.

Por último, querría destacar como muy positiva la Fiesta Multicultural que tuvo lugar el último día de la Fiesta Mayor en el Parc Ramon Barnils. Magnífico ambiente con una cantidad importante de carpas, actuaciones, gastronomía, talleres y exposiciones varias de la cultura latinoamericana. Y gran asistencia de público que pudo disfrutar de un espléndido día en un entorno que invitaba al disfrute familiar. Una fiesta que en los próximos años debería ir a más y coger todavía si cabe mayor protagonismo.

El único matiz negativo y sorprendente es que una de las carpas ubicadas en la Fiesta Multicultural fuera de Assemblea.cat. Desconozco de quien fue la iniciativa, a todas luces desafortunada. No resulta lícito en absoluto politizar en general la Fiesta Mayor, y menos todavía hacerlo en un lugar de exposición de cultura latinoamericana. Francamente, el chiringuito independentista le sentaba a la fiesta Multicultural como a un Cristo dos pistolas.

SERGIO BLÁZQUEZ és regidor de C's



  • Comparteix:

OPINA

Identifica't per comentar aquesta notícia.

Si encara no ets usuari de Cugat.cat, registra't per opinar.

Avís important

Tots els comentaris es publiquen amb nom i cognoms i no s'accepten ni àlies ni pseudònims

Cugat.cat no es fa responsable de l'opinió expressada pels lectors

No es permet cap comentari insultant, ofensiu o il·legal

Cugat.cat es reserva el dret de suprimir els comentaris que consideri poc apropiats, i cancel·lar el dret de publicació als usuaris que reiteradament violin les normes d'aquest web.